martes, 24 de julio de 2012

Eventualmente


He estado sin mucho que decir.

Estos últimos meses he intentado encontrarme a mí mismo, pues ya me cansé de buscar sin éxito a la persona indicada.
Jamás he puesto mis esperanzas o mi felicidad en alguien más, pero el ser humano por ser tan débil, necesita compañía, cariño y lealtad de una forma que la amistad no te lo puede dar.

Y en este momento, no tengo respuesta alguna a cualquiera de las preguntas que la vida podría hacerme. Y si muero hoy, estaría estancado por siempre en una de las pruebas más difíciles que he tenido que pasar. Pero sé que todo terminará... eventualmente.
Siento como si estuviera bajando de una montaña, con los ojos vendados y los pies atados.

Siento como poco a poco el viento me hace más lento. Las estaciones cambian sin atraso, pero yo sigo en el mismo lugar.

¿Conoces esa frustación? ¿Sabes de lo que te estoy hablando?
Entonces déjame decirte que no eres la única persona que ha pasado o está pasando por lo mismo.
Incluso yo, sé que no soy el primero ni el último en experimentar esto.
Supongo (y quiero creer) que es "normal".

He estado sin mucho que decir, pero eventualmente tenía que escribir.

Si me preguntas la hora, probablemente te diría que ya es tarde. Pero mientras vivas, aún hay tiempo para seguir.

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario