martes, 13 de agosto de 2013

Caminos marchitos



Mirar al suelo y morderme las ganas de retenerte; desafiar a la realidad mintiéndome sobre crisis pasajeras y descuidos del olvido.

Pisar fuerte sobre mis gafas y convertirte en un borrón. Dejar que el orgullo gane esta partida, altivo.

No hay freno en esta carrera hacia el mañana y hemos adelantado hace tiempo al futuro que dibujé para nosotros. Otro borrón.

Bifurcaciones, encrucijadas y otros destinos de la soledad. Recojo y te vas.


Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario