martes, 15 de enero de 2013

Si pudiera


Si pudiera cubriría tus ojos de besos para que permanecieran soñando.
Y si estas manos te cubrieran serían para que no padecieras de tormentas ni te ahogaras, porque ahoga tanto una pena como un desierto de palabras.
Llenaría de susurros tus oídos con palabras dulces para que no escucharas falacias amargas.
Llenaría tu almohada de poemas, para que solo soñaras poesía y no un puño de palabras.
Si pudiera te pintaría mil sonrisas sobre el borde de tu cama, para que al despertar sonrieran cada una de tus mañanas.
Pintaría tus noches de luna salpicadas de faroles y de estrellas, para que cada una fuera
inolvidable. Noches vivas y eternas.
Si pudiera borraría mil recuerdos, de esos que visten tus ojos de agua y llenaría tus ojos de
recuerdos, de esos que permanecen en calma.
Velaría tu sueño, sería al pie de la ventana que te observa y encontrar en cada estrella, un sueño nuevo que te arrope y te proteja.
Si pudiera cambiaría los paisajes que te nublan cada vez que el sol esconde su rostro.
Si pudiera, el sol mismo amanecería en tus ojos.
Arrancaría las nubes que atormentan tu mirada, les sacudiría el agua que te ahoga y que te empaña.
Si pudiera, este mundo no estaría de cabeza, seguiría tus pasos y con ello todo el mundo en ti girando.
Tu rostro no caminaría agachado, alumbraría tus ojos, esos hermosos ojos que yo tanto he amado.
Si pudiera hacer de luna mis palabras, ellas llegarían solas, en silencio a tu ventana.
No padecerías frío solo tendrías noches plateadas.
Si pudiera, robaría los abrazos de todo el mundo para que cobijo y amor no te faltaran.
Evitaría que mi pluma destilara mis palabras. Te diría estas mismas, bajo el sol de tu ventana.

Silvia Carbonell L.




Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario